Home Prevención y Promoción Familia y diabetes

El Consejo de Obras y Servicios Sociales Provinciales de la República Argentina (COSSPRA) se suma a la propuesta para el 2019 y convoca a las personas adultas a informarse sobre cómo detectar las señales de alerta dentro del grupo familiar, haciendo partícipes e informando al respecto a toda la familia.

Este año, la Federación Internacional de Diabetes (FID) y la Organización Mundial de la Salud (OMS) está haciendo foco en concientizar sobre el rol fundamental que cumplen la familia y la red de contención de la persona con diabetes en el acompañamiento, cuidado, manejo y educación sobre esta enfermedad.

De acuerdo a datos de la Organización Panamericana de la salud (OPS/OMS), cerca de 62 millones de personas tienen Diabetes tipo 2 en las Américas. Mientras que a nivel mundial se estima que la mitad de las y los diabéticos no tienen diagnóstico, en nuestro país el 12,7% de las personas mayores de 18 años tiene diabetes.

“Es importante la realización de chequeos médicos para prevenir o demorar la aparición de diabetes tipo 2 y la promoción de estilos de vida saludable, para reducir el riesgo de desarrollar esta enfermedad”, destacan desde el COSSPRA: “Las Obras Sociales Provinciales que conformamos el Consejo acompañamos a nuestros afiliados en sus tratamientos y en el manejo de la enfermedad”.

La diabetes es una enfermedad que se presenta cuando el páncreas no puede producir insulina o cuando el organismo no la utiliza correctamente. La insulina es una hormona que tiene la facultad de hacer que la glucosa en sangre pase a las células del cuerpo en forma de energía. Cuando esto no sucede, la glucosa se acumula en la sangre y con el tiempo puede ocasionar daños irreversibles en vasos sanguíneos, órganos y tejidos.

Las formas más comunes de diabetes son la tipo 1 y la tipo 2. La primera se presenta, por lo general, en etapas tempranas de la vida -aunque puede comenzar a cualquier edad- y no puede prevenirse. Aquí el organismo no produce insulina, por lo que ésta hormona debe ser administrada todos los días.

Mientras que la diabetes tipo 2, que es la más frecuente, en muchos casos se puede prevenir o demorar llevando una vida saludable. Afecta generalmente a adultos con sobrepeso u obesidad y sedentarismo. Es importante señalar que la edad de comienzo de esta enfermedad está adelantándose, ya que existe diabetes tipo 2 en niños y adolescentes.

“El apoyo de la familia es fundamental para sostener los tratamientos y consolidar prácticas saludables. Es muy importante que los hábitos de las personas con diabetes y su entorno familiar sean saludables”, afirman desde el COSSPRA.

En datos

  • En el mundo, 1 de cada 11 personas adultas tiene diabetes. Para 2030, esta cifra ascenderá a 1 de cada 10
  • En Argentina, el 12,7% de las personas mayores de 18 años tiene esta enfermedad
  • La mitad de las personas con diabetes no sabe que la tiene
  • 8 de cada 10 personas con diabetes vive en países de bajos y medianos ingresos
  • 1.110.100 personas menores de 20 años tienen diabetes tipo 1 en el mundo

Prevención
La Organización Mundial de la Salud recomienda:
• alcanzar y mantener un peso corporal saludable.
• mantenerse activo físicamente: al menos 30 minutos de actividad regular de intensidad moderada la mayoría de los días de la semana; para controlar el peso puede ser necesaria una actividad más intensa.
• consumir una dieta saludable, que evite el azúcar y las grasas saturadas.
• evitar el consumo de tabaco, puesto que aumenta el riesgo de sufrir diabetes y enfermedades cardiovasculares.

Dejar comentario