Home Prevención y Promoción Cáncer Colorrectal: “El 90% de los casos en estadíos tempranos tienen...

Lo afirmaron desde el Consejo de Obras y Servicios Sociales Provinciales de la República Argentina (COSSPRA), en el marco del Día Mundial contra el cáncer de colon.  En Argentina, esta enfermedad  es la segunda causa de muerte por tumores malignos.

El cáncer colorrectal es una enfermedad que afecta tanto a hombres como a mujeres, aunque tiene una leve incidencia mayor en hombres.  En nuestro país, es el segundo cáncer más frecuente; de acuerdo con el Instituto Nacional del Cáncer (INC) representa el 11,8% del total de casos en ambos sexos, detrás del cáncer de mama (16,8%) y antes del de próstata (9,7%).

“Esta enfermedad se desarrolla en el último tramo del tubo digestivo, es decir, en el colon y recto”, explican desde COSSPRA. “Si el diagnóstico se realiza de manera temprana, existen altas probabilidades de cura”, amplían, “estamos hablando de un 90%”.

Los datos indican que el 75% de los casos se desarrollan en personas que no tienen antecedentes personales ni familiares (esporádicos), siendo los elementos ambientales y alimenticios condicionantes para la aparición de esta enfermedad. Mientras que el 25% restante tiene como factores de riesgo, de acuerdo al INC, antecedentes personales de adenomas únicos o múltiples, cáncer colorrectal o enfermedad inflamatoria intestinal, antecedentes familiares de CCR o de adenomas únicos o múltiples.

“La detección temprana permite la cura en este alto porcentaje, por eso es fundamental la realización de estudios preventivos”, manifiestan desde el Consejo, “principalmente a partir de los 50 años, edad en la que aumenta la incidencia de la enfermedad”.

“En IOSPER”, explican desde la obra social de Entre Ríos, “aunque no tenemos un programa específico para esta patología, se ha incluido un menú de prestaciones prácticas para el diagnóstico”. Y amplían: “Tenemos cobertura para estudio de sangre oculta en materia fecal; videocolonoscopia diagnóstica -para los pacientes diagnosticados con este cáncer la práctica se abona sin coseguro-; y polipectomia diagnóstica”.

Entre el 80% y 90% de los casos, primariamente se presenta un pólipo (adenoma) que crece lentamente, pudiendo hacerlo por períodos de más de 10 años. “Debido a la progresión lenta con la que se desarrollan los pólipos antes de desencadenar en un cáncer, los exámenes periódicos permiten detectarlos a tiempo y extirparlo”, comentan desde el COSSPRA. “También permiten la detección temprana aumentando las posibilidades de cura”.

El test de sangre oculta en materia fecal (SOMF) es un estudio simple de detección, no invasivo, que puede realizarse en el domicilio particular da cada persona. Consiste en tomar una muestra de materia fecal que se coloca en un frasco limpio para llevar al laboratorio.

“Es importante que aquellos que tienen antecedentes de enfermedades inflamatorias intestinales – colitis ulcerosa o enfermedad de Crohn-, más de 40 años y antecedentes familiares o personales de pólipos o cáncer colorrectal, o más de 50 años –sin antecedentes-, se realicen el estudio preventivo”, concluyeron desde el Consejo.

Además de la cobertura en prevención, las obras sociales provinciales nucleadas en el COSSPRA garantizan las prestaciones para el tratamiento. “EL ISSN tiene un Plan Oncológico en el que se encuentra incluida esta patología”, destacan en la obra social de Neuquén. “A través del plan se cubren prácticas como ecografías, tomografías o punciones en función de la enfermedad y las solicitudes del médico”, amplían. Además, “cubrimos al 100% los medicamentos que son de uso quimioterápico y todo lo adyuvante al tratamiento va al 70%”.

Dejar comentario